¿Cuáles son los diferentes estilos para jugar al póquer?

El juego del póquer tiene que ver con la precisión y rapidez con la que se puede observar la naturaleza de alguien y anticipar su próximo movimiento. Sea la forma convencional de jugar un juego de póquer o póquer en línea; analizar la forma en que juegan otros jugadores siempre te beneficiará.

Sin embargo, la pregunta es, ¿cómo puedes adivinar la naturaleza de juego de otro jugador? La respuesta a la pregunta es simple, determine su estilo de juego de póquer observando de cerca sus movimientos iniciales.

Dado que cada acción, desde la frecuencia con la que un jugador levanta la mano hasta cuando no la levanta, dice mucho sobre su estilo de juego de póquer. Por lo tanto, para facilitarle las cosas, hemos mencionado los factores que le ayudarían a determinar el estilo de juego de póquer de cualquier jugador.

Factores que determinan los diferentes estilos de juego de póquer

Los diversos estilos de póquer se pueden clasificar según las siguientes características o comportamiento de cualquier jugador: manos iniciales y patrón de apuestas.

Patrón de jugar manos

El póquer se trata de cómo juegas tus manos o cartas junto con el tipo de manos que juegan. Según la forma en que un jugador de póquer juega su mano, se pueden clasificar en los tipos que se mencionan a continuación.

Jugadores de póquer apretados

Los jugadores de Tight Poker juegan solo el 15% de sus manos iniciales, que también son su mejor par de manos. Jugar solo parejas fuertes aumenta su probabilidad de ganar un juego clásico de póquer.

Jugadores de póquer sueltos

Loose Poker Player juega el 40% superior de sus manos iniciales, incluidas las parejas moderadas a débiles. Sin embargo, jugar algunas parejas no fuertes pero decentes puede ser beneficioso en un 6-Max juego de póquer.

Patrón de apuestas

El patrón de apuestas se refiere a la frecuencia con la que un jugador juega sus manos o cartas en cualquier juego de cartas y la frecuencia con la que revisan las manos jugadas por otros jugadores de póquer. Los siguientes son los dos tipos de jugadores de póquer según su patrón de apuestas.

Jugadores de póquer agresivos

Los jugadores de póquer que aumentan o apuestan el doble de veces que igualan o controlan las manos de otros jugadores se conocen como jugadores de póquer agresivo. Creen en tomar riesgos para ganar el juego.

Jugadores de póquer pasivo

Los jugadores de póquer que suben o hacen menos apuestas que el número de veces que pasan o se oponen a las manos de otros jugadores se conocen como jugadores de póquer pasivo. Suelen jugar con miedo a perder.

Tipos de estilos de juego de póquer

Los siguientes son los cuatro tipos de estilos de juego de póquer que resultan de la combinación de varios factores y que se mencionan en la sección anterior.

Estrecho-pasivo o rock

Los jugadores de póquer Tight-Passive también son conocidos como 'Rock' porque, como su nombre indica, no jugarán sus manos fácilmente ni llamarán las manos jugadas por otros jugadores. Siempre que encuentran una mano de su agrado, lo llaman un 'pre-flop'.

La forma ajustada de jugar que optaron por ellos prácticamente obliga a todos los demás jugadores a retirar sus cartas y, por lo tanto, no pueden ganar fácilmente ningún juego de póquer. Debido a esto, también se les conoce como jugadores de póquer 'Débiles-Pasivos'.

Al ser débiles y pasivos, suelen ser principiantes, jugadores que son nuevos en el juego de póquer y están probando sus manos en él. Por lo tanto, si notas a algún jugador de Rock en tu mesa, puedes fácilmente engañarlo, ya que se retiraría tan pronto como vieran un As o cualquier otra carta fuerte en la mesa.

Además, los jugadores de pasivo estricto juegan con miedo a perder; puede detectar fácilmente sus dudas y luego jugar sus manos en consecuencia.

Estación de llamada o pasiva suelta

Los jugadores de póquer Loose-Passive son aquellos jugadores que jugarían la mayoría de sus manos, mejores y moderadas. Sin embargo, no se opondrán a las manos jugadas por otros jugadores. Ocasionalmente los llamaban y se equivocaban la mayor parte del tiempo.

Por el contrario, también pueden cambiar a un juego agresivo según su conveniencia. Comenzarían a revisar las cartas jugadas por otros jugadores en busca de un farol y, por lo tanto, se convertirían en una 'estación de llamadas'.

La estrategia de un jugador relajado-pasivo es sentarse, relajarse y permitir que otros tomen el riesgo. Como resultado de esto, tanto los jugadores de póquer principiantes como los profesionales a menudo caen en la trampa de llamar continuamente, especialmente en cualquier juego de mano corta.

A pesar de esto, puedes detectar a un jugador Loose-Passive en tu grupo con facilidad, dado que eres lo suficientemente observador. Sin embargo, a diferencia de un jugador Tight-Aggressive, no podrás engañarlos porque son una 'estación de llamadas de fanfarronadas'.

Apretado-agresivo o TAG

Los jugadores estrictos y agresivos de TAG se refieren a aquellos jugadores de póquer que son muy selectivos al jugar sus manos, especialmente la que está al comienzo de cualquier juego. A diferencia de un jugador Tight-Passive, prefieren jugar sus cartas sabiamente.

Una de las mejores características de cualquier jugador de póquer TAG es que es bastante paciente. Observan y esperan el momento adecuado para llamar o apostar por otros jugadores. Por esta razón, también se les conoce como el 'Tiburón' de cualquier juego de póquer, lo que implica que han estado en el juego durante mucho tiempo.

Además, al ser el tiburón, tienen el potencial de ganar cualquier juego de póquer, independientemente de su modo de conducta. Sea un póquer clásico, convencional o un juego de casino en línea con una estructura de apuestas diferente; brillarán a través de todo.

Lo más importante es que incluso los jugadores más observadores evitan meterse con un jugador TAG. Un jugador de póquer TAG tiene la reputación de tener siempre la mejor mano de todos los miembros, lo que obliga a otros a retirar las cartas lo antes posible.

Suelto-agresivo o LAG

Los jugadores de póquer que hacen de todo, desde jugar las manos hasta apostar las manos de otros jugadores, entran en la categoría de jugadores de póquer Loose-Aggressive. También se les conoce como LAG porque son las personas más hábiles y desafiantes para leer en la mesa de póquer.

Juegan una amplia gama de cartas o manos que a menudo confunden a otros jugadores de póquer, ya que no pueden separar la mano de farol de la real. Además, suelen ejercer presión sobre otros jugadores faroleando con ellos y jugando.

Sin embargo, hay un jugador 'maníaco' presente al final del espectro Loose-Aggressive de jugadores de póquer. Como su nombre lo hubiera sugerido, el Maniac anda jugando manos al azar y llamando a la gente sin ningún motivo.

Un jugador maníaco siempre juega con su fuerza, permitiéndote tener más poder sobre él y aumentando las posibilidades de que ganes contra esa persona en la mesa.

Rasgos necesarios para convertirse en un jugador de póquer increíble

No es posible ser bueno en algo de la noche a la mañana. Sin embargo, si tienes las cualidades para convertirte en un gran jugador de póquer y usarlas sabiamente, entonces puedes llegar a ser un gran jugador en muy poco tiempo.

Un gran jugador de póquer debe ser un observador agudo y tener un estilo agresivo de jugar con varias cualidades. Al mismo tiempo, el jugador debe saber cómo incursiona entre los métodos de juego agresivo y pasivo para obtener una ventaja sobre todos los demás jugadores.

Lo más importante es que debe tener buenas habilidades de observación para identificar el estilo de juego de póquer de otros jugadores. Una vez que conozca su estilo y sus debilidades, puede cambiar su forma de jugar al póquer de tal manera que los domine.

Recapitulación

La gente suele decir que el póquer tiene que ver con la suerte. Sin embargo, cuando posees el estilo de juego adecuado según el requisito, dejas de considerarlo un puro juego de azar.

De los cuatro estilos de jugar al póquer mencionados anteriormente, el Tight-Aggressive o TAG se destaca como el mejor. Sin embargo, es importante recordar que todos tienen una naturaleza diferente y, por lo tanto, no existe un estilo de póquer que sea el mejor que puedas aprender y ganar.

Debes ceñirte a un estilo particular a tu conveniencia y al mismo tiempo saber cómo cambiarlo según la demanda del juego si deseas convertirte en un jugador de póquer increíble.

Dejá tu comentario.